MOTORSOLV

MOTORSOLV es un poderoso desengrasante que no requiere calentamiento o aditivos para limpiar la grasa y suciedad más rebelde. Puede aplicarse directamente o diluido en agua o kerosén.
No daña metales ni superficies pintadas. no emite vapores tóxicos eliminando así la necesidad de ventilación especial. No es peligroso de usar si se compara con el diésel o la gasolina que son los productos que se utilizan para eliminar grasa pesada, con la desventaja que estos no se les puede quitar con agua. Los agentes limpiadores de acción rápida ahorran tiempo y mano de obra. MOTORSOLV puede utilizarse sin necesidad de equipo caro.

Solo clientes con contraseña pueden ver la documentación.

¿Buscas otro producto CEK?

Scroll al inicio